Para qué sirve la brújula

Denominamos como brújula a un instrumento que se basa en el uso de una aguja imantada, que jira libremente alrededor de un eje, misma que señala el norte magnético de la tierra.

Se trata de un instrumento utilizado para orientarse tomando como base el sur magnético (magnéticamente hablando el polo sur magnético se corresponde con el norte geográfico, sin embargo se suele denominar polo norte por cuestiones prácticas y evitar confusiones).

La brújula por tanto al basar su funcionamiento en la fuerza magnética de la aguja imantada de que está compuesta en relación con el campo magnético de la tierra, es una herramienta que permite la orientación en la mayor parte del globo terráqueo, excepto en zonas polares en donde esta facultad es inútil.

Las primeras brújulas fueron inventadas en china, aproximadamente en el siglo IX, utilizándose para la orientación naviera mediante una aguja imantada que se mantenía flotando en una vasija con agua, siendo mejorada con el tiempo agregándosele diversos aditamentos y modificaciones que la hacían más precisa que la aguja imantada flotando en agua, agregándosele entre otras cosas, la denominada rosa de los vientos, aditamento con el cual se hacía más fácil la orientación norte-sur, este-oeste y otras latitudes.

Si bien la brújula fue inventada en china, tras su exportación a Europa y a otros lugares se le fueron añadiendo aditamentos con los cuales la navegación y la orientación en general se hicieron más precisas, así como su uso se facilitó.

¿Para qué sirve utilizar una brújula?

La brújula sirve para:

  • Sirve para la navegación de los aviones
  • Sirve para la navegación náutica
  • Sirve para el montañismo
  • Sirve para orientarse y localizar lugares en general
  • Encontrar el camino al salir al bosque

Una brújula

La brújula sirve para orientarse y localizar lugares

La principal función para la cual nos sirve la brújula es para localizar el punto en el cual nos encontramos y orientarnos, guiándonos mediante la señalización que esta hace de los polos (norte y sur), y que gracias a los diversos símbolos con que suelen contar (rosa de los vientos, etc.), podemos guiarnos de manera más precisa, a excepción de su uso en las zonas polares en donde dicha facultad es eficaz.

Nos sirve cuando nos vamos de campamento

Las brújulas son herramientas que nos ayudan a encontrar fácilmente el camino cuando estamos de vacaciones y nos vamos de campamento, esto gracias a que podemos orientarnos mediante su uso.

Sirve para la navegación de los aviones

Las brújulas son instrumentos indispensables para la navegación aérea, en donde este instrumento guía al piloto en la orientación, evitando que el aparato se pierda tanto en el espacio aéreo despejado como en las nubosidades que suelen impedir la visibilidad de la dirección a la cual se dirigen. Esto en especial cuando hay fallas eléctricas en los radares que impiden la plena orientación, por lo que la brújula es un instrumento fiable para la orientación en el vuelo. Si bien las brújulas magnéticas han sido sustituidas por las brújulas giroscópicas en estos aparatos, el principio sigue siendo el mismo.

La brújula es usada para la navegación náutica

La brújula es una de las herramientas indispensables actualmente para la navegación en casi todos los tipos de embarcaciones, ya que nos permite situar nuestra posición en un punto determinado del mar y de ahí orientar nuestro camino a través de las aguas.

En la arqueología

La brújula es útil para ciencias como la arqueología, en donde se le utiliza para la localización de hallazgos que por encontrarse en zonas remotas y poco accesibles, suelen “perderse” de ubicación, teniendo que se “reencontradas” mediante mediciones y el uso de instrumentos como la brújula.

La brújula sirve para el montañismo

Es una herramienta que permite a los montañistas orientarse y evitar perderse o en su caso reencontrar la senda.

loading...

Escribe un comentario en Para qué sirve la brújula