¿Para qué sirve el litio?

El litio es el elemento químico de símbolo Li, que encabeza el grupo IA de la tabla periódica de los elementos. Este grupo es la familia de los metales alcalinos, que se caracterizan por tener sólo un electrón en la última capa de sus átomos. Al combinarse con agua, crean productos llamados hidróxidos.

El litio metálico es un sólido blanco plateado, blando, y tiene una densidad muy baja, siendo el metal más liviano conocido. Sus propiedades más importantes son:

  • Número atómico: 3
  • Peso atómico: 6.941 g/mol
  • Densidad: 0.531 g/mL
  • Punto de fusión: 186°C
  • Punto de ebullición: 1136°C

El litio es un elemento con aplicaciones en los ámbitos de la electrónica, la industria y el farmacéutico. En forma natural, se encuentra en minerales como la petalita o castorita LiAlSi4O10, la espodumena LiAlSi2O6 y la ambligonita LiAlPO4F.

El litio sirve para:

  • Procesos de fabricación de vidrio
  • Procesos de elaboración de cerámica
  • Procesos de creación de esmaltes
  • Producir catalizadores
  • Soldadura, como aditivo y fundente
  • Cemento de fraguado rápido, como aditivo
  • Crear baterías de litio
  • Tratar el trastorno maniaco-depresivo

Baterías de litio

Las baterías de litio tuvieron su origen gracias a Stanley Whittingham. El químico inglés tuvo la idea de utilizar sulfuro de titanio y litio metálico como electrodos en una celda electroquímica o batería. Esta batería no se desarrolló más por dos razones: el sulfuro de titanio era muy caro entonces, y cuando el litio cumplía su función, se liberaba sulfuro de hidrógeno, un gas maloliente.

Otro inconveniente en el principio fue que, cuando se usaba litio metálico y este llegaba a tener contacto con el aire y la humedad, reaccionaba de inmediato, ardiendo. Se propuso como solución utilizar compuestos de litio. Después de numerosas propuestas, el óxido de cobalto litio LiCoO2 fue utilizado como electrodo positivo (ánodo), acompañado por un electrodo negativo (cátodo) de litio metálico.

Gracias a la estabilidad del óxido de cobalto litio LiCoO2, se ha podido comercializar las baterías de litio. Así, durante el proceso electroquímico, se pueden liberar iones de litio sin inconvenientes. Este logro se alcanzó en la Universidad de Stanford al final de la década de los 70s, por parte del grupo de investigación dirigido por Ned A. Goodshall.

Posteriormente, este mismo grupo exploró las aplicaciones de los otros óxidos de litio y metal de transición, como LiMn2O4, Li2MnO3, LiMnO2, LiFeO2, LiFe5O8, LiFe5O4, y tuvieron éxito, patentando estas celdas electroquímicas o baterías, que aún están en uso.

batería de litio

¿Cómo se obtiene el litio para uso industrial?

El litio, en forma de un compuesto químico, puede obtenerse según la materia prima. Hay dos métodos:

  • Obtener Carbonato de Litio Li2CO3 desde la espodumena
  • Obtener Cloruro de Litio LiCl desde la salmuera

Para obtener el carbonato de litio Li2CO3 a partir de la espodumena, se requiere un proceso en la siguiente secuencia:

  • Se extrae la roca
  • Se tritura la roca
  • Se somete la roca a molienda
  • Se calcina el polvo resultante
  • El calcinado va a lixiviación con ácido sulfúrico H2SO4
  • Se filtra la solución obtenida. Se obtiene salmuera de sulfato de litio Li2SO4
  • La salmuera de Li2SO4 se pone a reaccionar con hidróxido de calcio Ca(OH)2 y carbonato de sodio Na2CO3
  • La mezcla se filtra, separando carbonato de calcio CaCO3 y otros productos o impurezas
  • Se separan otras especies por intercambio iónico
  • Se obtiene carbonato de litio con mínimo 99% de pureza, o grado técnico
  • Si se pone a purificar más, se tendrá carbonato de litio grado batería

Para obtener el cloruro de litio LiCl a partir de la salmuera, el proceso tiene los siguientes pasos:

  • Se extrae la salmuera
  • Se evapora la salmuera
  • Se filtra la salmuera más concentrada
  • Se remueven las impurezas restantes
  • Se concentra el cloruro de litio LiCl
  • Si se somete a electrólisis, se obtendrá litio metálico

Los principales productores de litio en el mundo son: Argentina, Australia, Brasil, Chile, China, Portugal, Zimbabwe.

El litio sirve para tratar trastornos depresivos y bipolares

El litio sirve para añadirse a los fármacos especializados para el tratamiento del trastorno maniaco-depresivo y bipolar, que tiene actualmente una incidencia elevada en adultos. El litio es el elemento activo en los fármacos llamados reguladores o estabilizadores del estado de ánimo, y su acción es tan importante que se considera un agente antisuicida.

Las personas con problemas psiquiátricos como el trastorno maniaco-depresivo, sufren turbulencias emocionales con frecuencia. Desde que se ha llamado “estabilizadores del estado de ánimo” a los fármacos que las tratan, estos signos emocionales han sido interpretados como una inestabilidad anormal o patológica del estado de ánimo.

Esto último ha justificado la prescripción de aquellos medicamentos. Las investigaciones realizadas sobre los efectos de los estabilizadores del estado de ánimo se basan principalmente en descubrir si reducen o no los signos maniacos y si previenen las recaídas en los pacientes diagnosticados con trastorno maniaco-depresivo clásico, también denominado bipolar tipo I.

Se ha demostrado que el litio suprime las variaciones agresivas del estado de ánimo, sin afectar las fluctuaciones normales, características también de las personas sanas. Sin embargo, el litio es un metal alcalino que resulta altamente tóxico para el sistema nervioso, el intestino y los riñones, aún en dosis pequeñas.

Los efectos terapéuticos del litio surten efecto a la par de los síntomas de la toxicidad. Antes de que aparezcan los signos de toxicidad completa, el litio inhibe la conducción nerviosa, produciendo  sedación y una disminución del funcionamiento mental.

fármaco de litio

Efectos secundarios del litio

Los fármacos reguladores del estado de ánimo a base de litio deben administrarse de acuerdo con las indicaciones del psiquiatra encargado del caso. En un consumo apegado a las instrucciones médicas, los síntomas que se pueden presentar son:

  • Reducción de la capacidad de aprendizaje de nueva información
  • Mayor latencia del tiempo de reacción (reflejos bajos)
  • Deterioro en la memoria
  • Pérdida de interés
  • Disminución de la actividad espontánea

En caso del consumo inadecuado del litio, se puede presentar toxicidad, cuyos síntomas son:

  • Temblor
  • Letargia
  • Diarrea
  • Vómitos
  • Incontinencia
  • Somnolencia
  • Desorientación
  • Espasmos musculares
  • Ataxia
  • Disartria
  • Convulsiones (en casos de toxicidad severa)
  • Coma (en casos de toxicidad severa)
  • Muerte (en casos de toxicidad severa)

Debido a la toxicidad del litio, las dosis requeridas para lograr un efecto sedante útil son riesgosas, cercanas a las que causan la toxicidad peligrosa.

Este artículo es de carácter informativo y no sustituye la opinión médica profesional. Consulta a un médico.

Citado APA: (A. . ¿Para qué sirve el litio?. Revista Enciclopedia Para Qué Sirven las Cosas. Obtenido 09, 2019, de https://paraquesirven.com/para-que-sirve-el-litio/ )

Se el primero en dejar un comentario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.