Para qué sirve la progesterona

La progesterona es una de las hormonas esteroideas sexuales femeninas involucradas en la menstruación, la embriogénesis, el embarazo y la lactancia. Estas hormonas se producen en los ovarios y son las encargadas durante la ovulación de que el endometrio esté preparado y segregue sustancias necesarias para una posible fecundación.

La progesterona se sintetiza principalmente en los ovarios y la placenta, más específicamente en el cuerpo lúteo de los ovarios al finalizar la ovulación. Pero  también la producen en menor cantidad en  el hígado y en la glándula suprarrenal y en el hombre en los testículos. Esta hormona se encuentra en varones, pero en menor medida que en mujeres. Su producción comienza con la pubertad, y es la hormona encargada de la formación del endometrio, de la segregación de sustancias nutritivas que ayudarían a que el ovulo fecundado se pegue a las paredes uterinas y se pueda formar el embrión.

Durante el embarazo, la progesterona se produce en la placenta, y su función en la gestación es la de proteger al embrión al ayudar a que el mismo no se despegue del endometrio, agrandar las glándulas mamarías y prepararlas para producir leche materna y mantener estable la mucosidad uterina y al epitelio vaginal.

Esta hormona se desarrolla a partir del primer ciclo  menstrual en la pubertad, preparando al endometrio engrosándolo para la fecundación, y en caso de no haberla es la encargada de la menstruación. Pues al final del ciclo cuando no hay fecundación, los niveles de esta hormona disminuyen rápidamente y el endometrio se despega de las paredes uterinas, rompiendo los vasos sanguíneos que están en el propio endometrio, lo que causa el sangrado menstrual.

¿Para qué otras cosas sirve la progesterona?

La progesterona al ser una de las principales hormonas sexuales femeninas, tiene muchos usos en la medicina, sobre todo en pacientes con problemas hormonales, para remplazo hormonal y en mujeres que tienen problemas menstruales o de fertilidad. Para ello se puede emplear la progesterona sintética, que puede ser administrada en inyecciones, geles vaginales, ovulos o pastillas.

Algunas situaciones o trastornos para los que sirve la progesterona son:

  • La progesterona sirve para la infertilidad
  • Problemas de implantación del ovulo
  • Síndrome premenstrual
  • Menopausia (sin extirpación del útero)
  • Anticonceptivo
  • La progesterona sirve para la menstruación irregular
  • Amenorrea
  • Fertilización in vitro
  • La progesterona sirve para los dolores menstruales
  • Cambios de humor relacionados con la menstruación
  • Envejecimiento prematuro
  • Sistema inmune
  • Ayuda a la producción de colágeno
  • Mantiene los huesos sanos
  • Algunos Trastornos emocionales femeninos

Caja y pastillas de progesterona

La progesterona  sirve  para la fertilidad, infertilidad y fertilización in vitro

Al ser la progesterona la hormona encargada del engrosamiento del endometrio y en la implantación del ovulo fecundado, es utilizada en los tratamientos de fertilidad para ayudar a que las mujeres que tienen bajos niveles de esta hormona puedan desarrollar un endometrio saludable para que los óvulos se implanten más fácilmente. Por esta misma razón es usada en la fertilización in vitro, pues algunos medicamentos para la fertilidad, disminuyen los niveles de esta hormona y dificultan la implantación del ovulo.

Trastornos menstruales y síndrome premenstrual

La progesterona no solo interviene al finalizar el ciclo menstrual, sino que también interviene en la producción de cortisona y de estrógenos, por lo que ayuda también disminuir los dolores e inflamación abdominal presentes tanto en el síndrome premenstrual, como en la menstruación. La progesterona también ayuda a controlar los cambios de humor, pues es considerada un neuroesteroide, y actúa en los receptores GABA, permitiendo que otros neurotransmisores como la serotonina, la dopamina y la noradrenalina tengan niveles saludables.

La progesterona  en la menopausia y el envejecimiento prematuro

La progesterona se usa en la terapia hormonal o de remplazo en mujeres menopaúsicas, a las que no se les ha extirpado el útero. En estas pacientes la progesterona les ayuda a disminuir las molestias y los cambios que produce la menopausia como son los bochornos y el cambio de humor, también les ayuda prevenir enfermedades como la osteoporosis.

¿Tiene efectos secundarios el tomar la progesterona?

Sí, especialmente si no se toma bajo prescripción médica, pues toda hormona administrada sintéticamente puede alterar los niveles de otras hormonas y de varias funciones orgánicas.

La progesterona sintética puede incrementar  las embolias, los coágulos y por lo mismo los accidentes cerebrovasculares, embolias pulmonares  e infartos cardiacos. La terapia con progesterona también está relacionada con un incremento en el cáncer de mamá, por lo  que solo debe ser administrada por un profesional.

En las mujeres embarazadas la progesterona está presente de forma natural, por lo que pocas veces se recomienda emplearlo, salvo algunos casos específicos de riesgo de aborto, aunque no está clara su función.

Las mujeres lactantes pueden tomar anticonceptivos a base de progesterona, pues según diversos estudios, esta hormona no interfiere ni con la lactancia ni afecta a los bebés.

Este artículo es para fines didácticos y no suple la opinión médica profesional. Consulta a un médico.

Escribe un comentario en Para qué sirve la progesterona